DESÓRDENES ALIMENTARIOS

 

La anorexia nerviosa conlleva riesgo de daño óseo irreversible

 


 

Un estudio de mujeres anoréxicas, cuyas edades oscilaban entre los 20 y 30 años de edad, halló que el 92% de ellas tenía una significativa pérdida de masa ósea (osteopenia) en la columna vertebral o en las caderas. Casi el 38% de estas mujeres sufrían una pérdida severa de hueso que podía ser clasificada como osteoporosis.
El equipo de investigadores del Hospital General de Massachusetts que realizó el estudio halló también que suplementos de estrógenos, de calcio o de vitamina D no mejoraban el problema.
En el estudio las jóvenes de menor peso mostraban mayores niveles de pérdida ósea. El 25% de ellas realizaba una terapia con estrógenos y más de la mitad había recibido estrógenos previamente. La terapia con estrógenos pudo revertir la falta de períodos menstruales pero no tuvo efectos sobre la densidad ósea y los suplementos no mostraron efecto alguno.
La directora de la investigación, doctora Anne Klibanski, expresó que “algunas de estas mujeres jóvenes sufren pérdidas de hueso comparables a las de mujeres de más edad ---varias décadas más--- a pesar de la terapia con estrógenos.”
En estos casos es evidente la necesidad del tratamiento urgente porque esta pérdida de hueso en las jovenes anoréxicas es irreversible. Las evidencias demuestran que aumentar de peso y mantener un peso saludable es esencial para prevenir o reducir el problema.


=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=